Los primeros dias en casa

Nos dieron el alta un viernes, recuerdo que comí en el hospital (repollo y bacalao con tomate) y después de recoger todo y colocar el capazo en el coche, subimos a la habitación (se había quedado mi madre con el peque) y salí muy orgullosa del hospital con mi hijo en brazos……

Llegamos a casa, para que nuestro gato no tuviera celos, entro Dani con el bebe (le había llevado un pañal días antes para que se  acostumbrara al olor del bebe) y yo le acaricie y le hice mimitos para que no se fijara tanto en el capazo, aunque la verdad es que le paso bastante desapercibido.

Prepararon la comida y volví a comer, los primeros días tenía un hambre que devoraba, estaba como en una nube, y eso que me encontraba genial porque ni tenía puntos ni dolores, pero tenía una sensación extraña como de irrealidad, ya estaba en casa con el bebe y a partir de ahora ¿Qué?, aquí no había un timbre al que tocar si el bebe no se callaba o si tenía alguna duda, aquí estábamos mi marido, mi hijo y yo, porque mi madre se tuvo que marchar al poco de nacer Izan (estuvo 8 días).

Al poco rato de comer llego mi padre con mi hermana y mis sobrinas de 6 años y 6 meses……..imaginaros la locura, en esos momentos que se supone lo que más necesitas es tranquilidad……mi sobrina la mayor llamando todo el rato nuestra atención, la pequeña dando grititos y sin parar quieta, mi hermana dándome (de buena fe por supuesto) consejos de cómo hacerlo, el bebe llorando, gente por todos lados en mi casa que es muy pequeña…….. Intente darle el pecho yo sola en mi habitación, cuando no venia mi sobrina, venia mi hermana y si no escuchaba a mi padre en el salón “¿Y le tiene que dar de las dos tetas? ¡Pues vaya!” (Todo sensibilidad el hombre) estaba desquiciada, porque no conseguía que el bebe mamara nada, se me pasaban mil ideas por la cabeza y estaba muy nerviosa, al final conseguí que mamase un poco y en seguida se durmió,  así que nos vestimos para bajar a dar un paseo aprovechando que aun hacia un poco de sol.


Después del paseo mi madre (muy acertada por cierto) me dijo que se iban al hotel para que pudiera descansar un poco, os explico mi casa es muy pequeña y para una persona más hay sitio pero para cuatro mas no, y se marcharon, mi madre diciendo que si la necesitábamos la llamásemos que la llevaba mi padre y dudando si quedarse o irse pero al final la dije que se fuera que todo estaría bien y que no se preocupara y descansara.

Al fin un poco de tranquilidad!!!!!!! Nos pusimos a preparar el baño para el peque, pusimos el calefactor, preparamos la toalla, la ropa, las gasas y el alcohol para el ombligo y llenamos la bañera  (temperatura entre 35 y 37 grados aunque después nos dimos cuenta de que le gusta el agua calentita y casi siempre está a 37) y ahí nos quedamos los dos dudando como hacerlo………. Hasta que me lance y dije bueno  hacerlo hay que hacerlo, así que cogí al bebe y le metí en el agua sosteniéndole la cabeza por debajo del cuello, era relativamente fácil porque el apenas se movía, pero se escurría bastante y lloro un montón, la primera experiencia del baño no fue muy buena, nosotros por los nervios que teníamos y el porqué no le resulto agradable, lo más seguro es que también influyeran los nervios de los papas.

Después del baño intente darle pecho, pero en cuanto estaba 5 minutos se dormía y no había manera de despertarle, en el hospital le pellizcaban los talones y yo también lo hacía  pero solo conseguía unos sollozos y no se despertaba así que le pusimos en el moisés y nos fuimos a dormir,  cuando de madrugada  le  intentamos despertar para que mamase  fue desesperante (como en el hospital nos habían dicho que no pasaran más de 5 horas me ponía el despertador contando cinco horas desde la última toma), no paraba de llorar y le ponía al pecho y no se agarraba (aun no me había dado la subida) intente sacarme leche con el extractor y por más que me machaque las tetas de ahí no salía nada, al final no sé ni cómo mamó un poco y después de pasarlo fatal con muchísimos nervios volvimos a dormir.

Lo más probable es que con lo poco que mamaba esos primeros días tenía más que suficiente pero a nosotros nos parecía que era poquísimo lo que comía y al ponerle por la mañana de nuevo en el pecho y comprobar que mamaba poco, Dani se vistió corriendo y se fue a la farmacia a comprar una lata de leche de formula………. En cuanto llego le dimos un bibí y se lo tomo, aun así seguía intentando en cada toma darle pecho y cuando ya estaba muy desesperada le dábamos un biberón de formula, por suerte solo seria en total unos tres o cuatro bibis.

El domingo cuando me desperté tenia los pechos hinchadísimos y muy duros y las sabanas estaban empapadas, cuando llegaron mis padres y mi hermana se lo dije a mi madre y me dijo que eso era la subida, no os podéis imaginar el alivio que sentí en ese momento porque con la desesperación de la noche anterior y todas las tonterías que te dicen en el embarazo ya pensaba que no tendría leche…… puse al bebe al pecho y aunque no lográbamos encontrar la postura en la que se enganchara bien ya no estaba tan preocupada porque sabía que tenía leche, os juro que se me saltaban hasta las lágrimas de la alegría de saber que aunque me costase sería capaz de dar de mamar a mi hijo.

0 respuestas a Los primeros dias en casa

  1. Encarna62 dijo:

    Los primeros dias es casaa…..son realmente muy duros!!! ahora ya no hay nadie que te diga como puedes hacer esto o lo otro…ahora hay tres personas: el papá, la mamá y el niño….y ahi te tienes que apañar tú!!!!! No se si os acordais de Zaekp, que nos contaba que cuando llegó a su casa con su primera hija no sabia lo que hacer…pues a mi me pasó igual, cuando llegamos, habia una vecina en la puerta, y nos preguntó, pero sin llegar a entrar…cuando entramos y cerré la puerta, Adrián se puso a llorar. Claaro, la casa estaba fria, y era algo desconocido…el crio llorando, y yo preguntandole a Juan….ahora que hacemos??? La primera noche no puedes dormir…todo es nuevo, y como dices, tu quieres tranquilidad, pero las visitas no te dejan…aunque bueno, es normal!!!!! Pero bueno, afortunadamente, eso pasa, y poco a poco vas conociendo a tu hijo, y tu hijo a ti…….y eso que preguntan las que no son madres: _Como sabré que le pasa???? Pues al principio nadie lo sabe, pero acabas entendiendo el llanto de tu hijo!!!

  2. raquel778 dijo:

    Y sus gestos y sabes cuando llora por hambre, por sueño o porque tiene el pañal sucio……..es el instinto y la costumbre jejeje

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *