Percentiles y gráficas de peso, mi opinión

Últimamente llegan hasta mi muchas mamas, que por varios motivos (en la mayoría de los casos por malos consejos sobre los “engordes y pesos” y bajadas de percentiles o mal asesoramiento) dejaron de dar la teta y desean con todas sus ganas relactar.

Muchas de esas mamas se dan cuenta de sus verdaderos deseos cuando ven a otras mamas dar el pecho, entonces les da envidia y ahí es cuando comienzan a pensar en que momento dejaron de escuchar a su propio instinto y se dejaron llevar por los comentarios y los consejos (muchas veces no solicitados) ajenos.

Y eso me hizo pensar y recapacitar, esta es mi opinión y los datos que aporto, son solo para explicarla, no quiero que nadie crea que es lo que hay que hacer solo quiero dar mi opinión ante un tema que en las ultimas semanas a venido a mi con bastante insistencia.

Actualmente cuando llevamos a nuestros hijos al pediatra, a una revisión, los pesan, los miden, comprueban su estado general y acto seguido los comparan en unas tablas, los ya conocidos percentiles, que en la gran mayoría de los casos a muchas mamas (y a muchos pediatras) solo les sirve para obsesionarse por el peso.

Yo misma los primeros meses de vida de mi hijo, le pesaba todas las semanas, y si una semana “solo” engordaba 120gr., ya empezaba a preocuparme porque no había cogido mucho peso.

Afortunadamente para mi y para mi hijo pronto deje de preocuparme por su peso y por la evolución de sus percentiles.

Decidí que si mi hijo estaba sano, cogía peso (lógicamente unos meses mas y otros menos) y estaba feliz eso era lo importante, las tablas y los percentiles dejaron de ser motivo de preocupación.

Muchas veces me pregunto como lo harían hace unos años, cuando los percentiles aun no existían, imagino que igual que ahora median, pesaban y vigilaban a los bebes, pero sin comparaciones, si cogían peso regularmente entonces es que el bebe estaba bien alimentado y si no cogían peso pues supongo que investigarían la causa de porque no engordaban, supongo que nuestras abuelas vivían mucho mas tranquilas pues no tenían percentiles de los que preocuparse.

Pero ¿que son realmente los percentiles?

Según la Real Academia de la Lengua española (http://buscon.rae.es/draeI/SrvltConsulta?TIPO_BUS=3&LEMA=percentil ) el percentil es un valor que divide un conjunto ordenado de datos estadísticos de forma que un porcentaje de tales datos sea inferior a dicho valor. Así, un individuo en el percentil 80 está por encima del 80% del grupo a que pertenece.

Las gráficas de percentiles se usan para valorar el crecimiento de los niños. En realidad existen gráficas para cada parámetro, el peso, la talla, el perímetro craneal, la grasa corporal, pero las mas usadas son las de peso y talla que son diferentes entre hombres y mujeres.

La gráfica se componen de varias lineas con un número cada una, 3, 10, 25, 50, 75, 90 y 97, y a partir de esas lineas se calcula el peso y la talla.

Por ejemplo en una gráfica para calcular el percentil de peso de un niño, primero se busca la edad en el eje horizontal de la gráfica, se traza una linea vertical desde ese punto. A continuación se busca el peso en el eje vertical y se traza una linea horizontal por ese punto, justo donde las dos lineas se encuentran, ese es el percentil de este chico.

Digamos que este niño tiene 10 años y pesa 25 kg es decir su percentil es de 10, quiere decir que si lo comparamos con 100 niños normales de su misma edad y sexo, solo habría dentro de esos 100, 10 que pesarían menos, mientras que los otros 90 pesarían mas que él y es exactamente igual con la tabla de la talla, si decimos que este chico esta en un percentil 60, queremos decir que de 100, 60 medirían menos y 40 mas.

Para hacerlo mas fácil aun, si pusiéramos a esos 100 en fila, en el caso del peso nuestro chico estaría en el puesto 25, y en caso de que fuera en la talla, nuestro chico estaría en el puesto 60.

Todas las lineas que están en la tabla de percentiles son valores correctos, lógicamente y siempre dentro de los limites de la normalidad hay niños mas altos, mas bajos, mas gordos y mas flacos, como los adultos, si un niño es demasiado alto (o gordo) su percentil estaría por encima del 97 y si fuera demasiado bajo (o flaco) estaría por debajo del percentil 3, pero desde 3 al 97 son percentiles dentro de la normalidad y hay excepciones en los que tanto por encima como por debajo también pueden ser normales, pero estos valores solo los debe interpretar el pediatra y estos valores para las mamas solo sirven para obsesionarse.

Lo mas importante no es tener siempre un percentil alto sino mantenerse tanto en peso como en altura, mas o menos siempre en el mismo percentil.

En muchos casos la preocupación de las mamás por el peso de los bebes y por los percentiles, puede llegar a ser obsesiva, los pesamos todas las semanas deseando ver que ha aumentado de peso, cuando en realidad lo importante es la media mensual y es el seguimiento del pediatra el que tiene que importarnos, pero es difícil hacerle entender a una mama que no debe pesar a su hijo, si no esperar a la cita con el pediatra.

Siempre me gusta recomendar los libros de Carlos González, porque lo explica de forma muy clara sobre todo en su libro “Un regalo para toda la vida” .

A pesar de todo esto, muchos pediatras en el momento en que un bebe baja del percentil 40 al 20, ya le recomiendan a las mamas darle una “ayudita” al bebe en lugar de decirle que es completamente normal el peso de su bebe, pero que si quiere que de nuevo este en el percentil 40 lo único que debe hacer es poner a su bebe al pecho mas a menudo.

Muchas de esas mamas, comienzan a darle biberones por recomendación medica, eso en algunas ocasiones produce confusión a los bebes y de tanto biberón (y de la facilidad que con solo poner la boca la leche ya sale) terminan rechazando el pecho……… las mamas confusas no saben como actuar y terminar por dar todas las tomas de biberón no vaya a ser que su bebe baje mas de percentil.

Tampoco a nadie se le ha ocurrido decirle a esa mama que se saque leche entre toma y toma para tener una despensa en caso de necesitarla, muchos pediatras (y muchas de las personas que opinan) dicen que la leche se ha aguado, que ya no le alimenta y ahí la mama acumula mas dudas, y mas dudas y al final se termina la lactancia, con mal sabor para el bebe y mal sabor para la mama, que había deseado y soñado dar unos meses mas el pecho a su bebe.

Otras mamas comienza la lactancia de forma dolorosa y complicada ( y aquí entra mi propia experiencia) por que nadie se ha molestado en explicar como debe colocar al bebe para que se agarre bien, pero creo que también influye mucho lo que nos venden……. quiero decir vas al pediatra o a la matrona y ves fotos maravillosas de la lactancia y no concibes que no pueda ser así, no crees que sea posible que haya dolor o que el bebe no se vaya a coger bien y ni se te ocurre pensar que vayas a tener que hacer malabares con tu cuerpo y con el bebe para que se coja bien al pecho, al menos ese fue mi caso, tuve que hace malabares y pasar casi tres durisimos meses para que mi hijo se cogiera bien al pecho.

Y eso que mi matrona nos dio una clase dentro de las de la preparación solo dedicada a la lactancia, incluso nos pidió que lleváramos a quien estuviera con nostras los primeros momentos para tener a alguien que supiera que hacer, así que no imagino lo duro que puede ser para una mama a la que nadie la ha explicado nada y que de pronto al segundo día ya tiene grietas.

Me da pena que se juegue (no culpo a nadie en particular, si no a la sociedad en general) con los miedos de las mamas y me incluyo la primera, siempre dudando por todo, pensando en que dirá el pediatra si no le consigo dar los 120 de cereales o que dirá mi madre o mi suegra o la vecina del quinto quien a pesar de no conocernos también opina sobre mi hijo.

Hay muchas mamas que a fuerza de luchar acaban haciendo lo que su instinto les dicta y continúan con la lactancia o no lo hacen (depende de muchos factores) y duermen con su hijos, o les tienen todo el día en brazos y otras muchas a pesar de tener las ideas claras y a fuerza de escuchar comentarios salidos hasta de debajo de las piedras dejan un poco de lado su instinto porque no es lo “normal” y al final terminan estando infelices con la decisión que tomaron en su día, unas por dar lactancia y otras por dar biberón, unas porque si cogen a su hijo en brazos lo van a malcriar y otras por que si duerme con el bebe también se malcriara ….

Las mamas que quieren relactar, al tomar esa decisión tampoco se enfrentan con un camino de rosas, es algo difícil, que requiere de muchísima paciencia y de mucha fuerza de voluntad y no siempre tienen el apoyo que deberían tener, así que desde aquí quiero animar a todas esas mamas a que tomen la decisión que su corazón y su instinto les dicte sin dejarse llevar por comentarios u opiniones.

2 respuestas a Percentiles y gráficas de peso, mi opinión

  1. Guillermina dijo:

    Raquel, mi amiga esta un poco asustada porq siente q la produccion esta disminuyendo. Sigue con sacaleche y con Lucero al pecho. Que puede estar sucedindo??

  2. Raquel dijo:

    Pues lo principal es que se tranquilice y que tenga confianza en si misma, es normal esa sensacion los primeros dias, porque la produccion se va adaptando a las necesidades del bebe y quiza ella no note tanto la “subida” como lo notaba los primeros dias, pero que no se preocupe que es algo de lo mas normal.
    Para que la leche se “termine” por decirlo de alguna manera Lucero tendria que dejar de tomar pecho totalmente y ella dejar de estimularse con el sacaleches y aun asi la produccion iria disminuyendo poco a poco no se va de golpe, es imposible.
    Dila que se relaje que cuantas mas veces mame Lucero y se saque con el sacaleches mas produccion tendra, si no mira mi ejemplo, Izan mañana cumple 20 meses y sigue tomando teta, asi que si yo lo he logrado ella es tan capaz como yo y como otras muchisimas mujeres que amamantan a su hijos.

    Pregunte lo de tu amiga del foro, y te dejo aqui la respuesta :
    “El hipertiroidismo no contraindica la lactancia, pero precisa ser tratado. Los bebés de mujeres hipertiroideas que maman, precisan ser evaluados con mayor detalle que en otras situaciones, incluyendo aveces su función tiroidea.”
    Dada por el comite de lactancia materna de la asociacion española de pediatria 😉
    Asi que puede estar tranquila .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *